Créetelo

programa ópalo

639 05 36 26

bienestarlaboral@creetelo.es

Impulsando el

bienestar laboral

¿Quieres ser una organización Ópalo?

¿y si tu empresa se convirtiera en un referente de

bienestar laboral? 

Mi propuesta

 

¿Qué hago?

✔Enseñar estrategias y realizar acciones que sean útiles a los equipos que se ocupan de la Gestión del Comportamiento y del Ambiente Laboral en las organizaciones empresariales.

 

✔Compartir mis conocimientos con quienes tienen claro que invertir tiempo y capital en el área emocional, es tan importante como invertirlo en tecnología.

 

¿Cómo?

✔Con acciones basadas en varias metodologías, como Agile. Con dinámicas  inspiradas en diversos marcos de trabajo, como Scrum. Aunque, sobre todo, basándome en la formula de Créetelo:

( C + C ) + C = C

que deja claro que el éxito se trabaja  con "ces"

 

✔Recopilando, analizando y entrecruzando información que, desde una visión global, posibilite una magnífica experiencia del empleado a través de acciones de previsión, formación y diversión.

   

¿Para qué?

✔Para que las personas puedan aportar lo mejor de si mismas, rodeadas de bienestar sostenible, convirtiendo a las organizaciones en puntos de atracción del talento.

 

✔Para reducir considerablemente el estrés nocivo y crear una sólida  cultura de empresa, con altos rendimientos y bajo absentismo.

Solo un verdadero lider aceptará el reto que propongo

acciones para el bienestar laboral sostenible

Las cien preguntas que te harán ver el auténtico porcentaje de bienestar de tu empresa. Si después de reflexionar sobre todas ellas decides pasar a la acción, vamos a construir, en equipo, una potente base de aprendizajes y hábitos para preservar el estado de bienestar de tu gente y para que sean productivos de forma saludable y comprometida.  

Desarrollar habilidades de comunicación respetuosa, escucha activa, empatía plena, observar sin prejuzgar, saber diferenciar entre pedir y exigir, comprobar los beneficios de reconocer el trabajo bien hecho, agradecer. Todo ello hará que el talento fluya con fuerza.

Trabajar cronotipos, detectar los sentidos más desarrollados,  observar y reflexionar para ser conscientes de nuestras habilidades innatas, aprovechar la plasticidad de nuestro cerebro para mejorar áreas que lo precisen, entrenar para hacer frente al día a día de la empresa con actitud proactiva y mente abierta. 

Tenemos una parte del cerebro que es verbal, experta en encontrar justificación a prácticamente todo lo que hacemos. Hay otra parte del cerebro donde se producen continuos cambios químicos, diseñados como especie para sobrevivir y perpetuarnos. Entrenaremos para conseguir que ambas partes trabajen juntas por nuestro bienestar.

Ser conscientes de esa gran diversidad de temperamentos que conviven en las empresas, aprender formas de equilibrarlos para crear un óptimo ambiente de trabajo. Lo haremos conociendo a fondo características, áreas de mejora y fortalezas, tanto nuestras como de los demás. 

Descubrir como uno de los mayores impulsores del talento, del aumento de productividad, de trabajar a gusto, de aprender a querer a tu marca, de favorecer la cooperación entre los miembros del equipo, es... ¡el buen humor! Sin duda un potenciador enorme del bienestar en la empresa.